El descanso y el sueño

La iluminación y su función en el descanso
22 febrero, 2018
¿Qué es la ergonomía y como afecta a nuestra la salud?
22 febrero, 2018
Ver todo

El descanso y el sueño

Sin necesidad de que nadie lo diga, todos nos damos cuenta de que necesitamos el descanso y más concretamente dormir bien . Nuestro cuerpo lo pide y si no le damos el descanso y el sueño que necesita nos advierte de que no se encuentra en las debidas condiciones para llevar a cabo las tareas ordinarias de nuestra vida.

Si además la falta de sueño o la mala calidad del mismo no es un hecho ocasional, sino frecuente o habitual, nuestra salud puede verse seriamente afectada. Por ello, dormir bien es esencial para nuestra salud.

Desde una perspectiva más técnica, si la falta de descanso y sueño es prolongada origina un trastorno progresivo de la mente, un comportamiento anormal del sistema nervioso, el enlentecimiento del pensamiento, irritabilidad y a psicosis. Por el contrario, el sueño restaura el equilibrio natural entre los centros neuronales.

¿Qué es el descanso?

El descanso es un estado en el que se reduce la actividad tanto física como mental. De todas maneras, descansar no es sólo no hacer nada o casi nada o, dicho de otro modo, la simple inactividad física; requiere también tranquilidad, ausencia de estrés y de ansiedad; en definitiva una situación en la que la persona se encuentre mentalmente relajada, libre de ansiedad y físicamente calmada.

Definición del sueño

El sueño es un estado de nuestro organismo en el que éste se halla en una relativa quietud y en el que la respuesta a estímulos externos está atenuada. Quizás el signo más característico del sueño es la falta de consciencia. Por lo demás, es un fenómeno reversible (nos dormimos y nos despertamos) y se repite de forma cíclica (en condiciones normales, cada día).

Pese a lo que pueda parecer, el sueño es un proceso activo, en el que se logra la recuperación de las capacidades físicas e intelectuales y es necesario para conservar la energía, mantener la termorregulación (la temperatura corporal es más baja durante el sueño) y eliminar aquellos recuerdos que carecen de relevancia.

Hay que tener en cuenta que el sueño es la actividad humana que ocupa una mayor cantidad de tiempo: pasamos durmiendo nada menos que un tercio de nuestra vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *